INYECCIONES DE ÁCIDO HIALURÓNICO

 

 

INYECCIONES DE ÁCIDO HIALURÓNICO

 

Con la edad la piel se deshidrata volviéndose más fina. Se renueva menos bien y se vuelve más laxa. Así, pequeñas arrugas empiezan a aparecer y más adelante, las temidas arrugas.

Para hombres y mujeres que quieren luchar contra los efectos del envejecimiento, sin dolor, el ácido hialurónico se presenta como la mejor solución.

Rellena las arrugas sin efectos secundarios y sus consecuencias son menos duras que una operación de estética. Es ideal para rellenar arrugas finas y profundas.

 

¿Qué es el ácido hialurónico?

 

El ácido hialurónico se encuentra presente naturalmente en nuestro organismo.

Sirve para mantener un buen nivel de hidratación en nuestra piel mediante la captación y retención del agua en las capas más profundas. El AH es una molécula que actúa, de algún modo, como una esponja.

 

El principio de la inyección de ácido hialurónico

 

No es necesario ni anestesia fuerte ni incisión en la piel. El tratamiento de arrugas a base de ácido hialurónico pasa por inyecciones de gel.  Una vez dentro de la piel, el gel retiene el agua y se mezcla con el ácido hialurónico de la dermis. El efecto logrado de volumen hace que la piel recupere su aspecto inicial y que la arruga desaparezca..

Se trata de un producto biodegradable que se consume y agota naturalmente en el organismo. Por ese motivo, hay que repetir el proceso si se quiere parecer más joven de manera continuada.

La ventaja: el lado reversible de estas intervenciones; es menos angustiante que las operaciones quirúrgicas ya que éstas últimas presentan resultados definitivos e irreversibles.

 

¿Cuales son las zonas que más se tratan?

 

El ácido hialurónico se utiliza principalmente para la zona inferior de la cara, normalmente hay dos zonas predilectas: los pliegues naso-labiales (desde ambos lados de los agujeros de la nariz hasta la comisura de los labios) y las líneas de marioneta (de cada lado de la boca hasta el mentón). También se puede utilizar el ácido hialurónico para el tratamiento de mejillas, pómulos, frente o patas de gallo. Cada vez más a menudo los labios son rediseñados con AH.

Los productos de las jeringas son adecuados a cada caso, son “inyecciones personalizadas”. Así que todos los tipos de piel pueden procurarse inyecciones de AH. Incluso las pieles negras (más gruesas y más sensibles a la cicatrización que otras) se pueden beneficiar de ello. Y sobretodo, solamente un medico especializado sabrá seleccionar buenos productos y apropiados a las particularidades de las arrugas.

 

La sesión típica

 

El profesional inyecta el ácido en la dermis a unos pocos milímetros de profundidad. Dependiendo del número de arrugas a tratar, una sesión dura entre 10 y 30 minutos. Una anestesia local o una pomada de lidocaína permite evitar todo dolor.

 

Coste

 

En promedio, el precio de una inyección es de 300€, por las arrugas. Este precio puede variar en función del número de jeringas necesarias y del tipo de ácido hialurónico utilizado.

 

Resultados del ácido hialurónico

 

El efecto del ácido hialurónico es visible inmediatamente. Cuando termina la sesión, las arrugas ya han desaparecido, pero el resultado definitivo es óptimo 10 días después de la intervención. Es el tiempo que necesita el organismo para asimilar completamente el ácido.

El ácido hialurónico es una molécula reabsorbente así que sus efectos son temporales y duran un promedio de 9 a 12 meses. En seguida se pueden repetir las inyecciones.

 

¿Por qué elegirnos para sus inyecciones?

 

 

Un cirujano-dentista aporta mucha más experiencia que cualquier otro doctor al poner inyecciones. Además, en odontología disponemos de agujas muy finas y productos altamente competentes para evitar el dolor. Un especialista formado en los mejores centros de estética de Paris interviene en las mejores condiciones y al mejor precio.

Resultaste después de una sola sesión